Cómo ahorrar agua en 8 pasos

A pesar de estar pasando una época de lluvias, vivimos en una ciudad sobrepoblada. Tenemos exceso de construcciones, personas, fábricas y lugares que utilizan y gastan agua en exceso. Conforme pasan los días, cada vez tenemos menos agua en nuestras casas u oficinas, es por eso que tenemos que aprender a valorarla y cuidarla, es una fuente de vida. 


“El agua es el alma madre de la vida y la matriz, no hay vida sin agua”
Albert Szent-Gyogyi.

 


  1. Cierra el grifo.



    Cuando estemos enjabonando nuestras manos, lavando nuestros dientes o haciendo algo en el fregadero o lavabo y no estemos realmente utilizando el agua, hay que cerrar el grifo. Se desperdicia mucha agua dejándola correr, ya sea en la regadera o en la cocina. Cuando nos lavamos los dientes sin cerrar el grifo se desperdicia un aproximado de 3 litros, 5 litros cuando lavamos los platos y 60 litros cuando nos duchamos por minuto.

    Cerrando el grifo ahorras mucha agua, la cual cada día se vuelve en un privilegio más escaso.

    be2934829dfa3d6b3197a72b3bcd0957.jpg

  2. Riega tus plantas o jardín al atardecer o anochecer.



    Si eres de las personas que riega sus plantas o jardín en la mañana o a medio día, lo estás haciendo mal. Regar tus plantas en horas donde el sol está muy presente evita que se absorba de manera correcta, en cambio, al hacerlo en la tarde o noche ayudas a que el agua sea absorbida por las plantas y se aproveche más.

    El sol hace que el agua se evapore más rápidamente, por lo que no solamente estas dañando a tus plantas, sino que también estas desperdiciando agua.

    c863350474e213144a839808c24e9c43.jpg

  3. La lavadora y lavavajillas deben estar llenas.



    Una lavadora común consume entre 39 y 52 litros por lavado, mientras que un lavavajillas consume 9 litros. El problema no es la cantidad, sino el uso incorrecto que les damos a estos dos aparatos que se crearon para facilitarnos la vida.

    Muchas personas meten a lavar pocas prendas, en vez de esperar a llenar la lavadora. El problema radica en que la lavadora gasta la misma cantidad de agua estando llena o medio llena, es por eso que lo mejor que puedes hacer por el planeta es esperar a que se llene de ropa y entonces empezar el lavado.

    Lo mismo sucede con el lavavajillas, aunque este en realidad nos ayuda a cuidar el agua. Al lavar los platos en el lavabo gastamos aproximadamente 5 litros por minuto, mientras que el lavavajillas gasta 9 litros de agua en todo el proceso de lavado. Sin embargo, también podemos ahorrar agua esperando a que se encuentre lleno.

    99b08c61ef8dcfb2302c388123f85156.jpg

  4. Colillas al cesto, no al inodoro.


    Uno de los mayores contaminantes que existen en nuestro planeta son las colillas de cigarro. Podemos encontrarlas en el mar, en la arena, en la carretera, en todos lados. Y el problema no es la colilla, sino las consecuencias que esta trae al ser tirada en lugares incorrectos. Una colilla contamina 8 litros de agua, imagina toda el agua que has estado contaminando cuando las tiras en el inodoro por flojera de apagarlo y tirarlo en el cesto de basura, o por evitar el olor que desprende. Cada colilla nos quita 8 litros de agua, la misma que nos alcanzaría para 3 días de nuestra vida.

    6446f2120739c0835b936fef65b096fc

  5. Difusores de agua.



    Los difusores de agua en las regaderas y lavabos son de gran ayuda en el ahorro del agua. Esto se debe a que en vez de que salga el chorro con los 5 litros de agua de un golpe, el difusor hace que esa agua sea esparcida y salga con menos presión, lo que hace que no gastemos tanta agua.

    Ya sea en el lavabo o en la regadera, el difusor trabaja de la misma manera. Utilizándolo ahorras hasta un 78% de agua por minuto.

    b194e27771258c67f53bc57c3205b864.jpg

  6. Remoja las ollas y platos sucios.



    Remojar los platos antes de lavarlos nos puede ayudar a ahorrar agua, esto sucede porque al remojar la grasa y suciedad necesitamos tallar menos. Por lo que no necesitamos tener el grifo abierto al lavarlos, sino que el agua se encarga de desprender todas las bacterias y grasas que se encuentran en ellos.

    4ef09e39cfd5f23bc9ab7f84abbffaed.jpg

  7. Reutiliza el agua del lavabo.



    El agua que utilizamos al lavarnos las manos o cepillarnos los dientes nos puede ayudar. Es decir, podemos reutilizarla para el inodoro ya que el agua del inodoro no está en contacto con nuestro cuerpo, así que realmente no importa si utilizamos agua reutilizada para jalar la llave.

    Esta es una de las mejores maneras de reutilizar el agua, así mismo podemos modificar nuestro inodoro para que no utilice tanta agua en cada descarga.

    e453c8dca948c5633d4b842255da5db0.jpg

  8. Lava tu coche con cubeta, no con manguera.



    Estamos acostumbrados a la comodidad, sin embargo, esta comodidad está creando muchas consecuencias negativas. Muchos de nosotros preferimos lavar nuestros autos con manguera por comodidad, para no ensuciarnos tanto, no cargar cubetas o simplemente porque creemos que ahorramos tiempo. Sin embargo, esta manera de lavar nuestros automóviles está dañando nuestro planeta. Al lavar nuestro coche con manguera consumimos más de 500 litros de agua, es una cantidad espeluznante. Mientras que al lavarlo con cubeta gastamos menos de 50 litros.

    Otra manera de ahorrar es utilizar una manguera de presión, que a diferencia de la manguera normal esta reduce el gasto en un 75%. Sin embargo, la mejor manera sigue siendo utilizando cubeta.

    1b58108094578b25a2b50ead6073319f.jpg


Tenemos que crear consciencia del mundo que estamos dejando, no sólo a los más pequeños sino también a toda la fauna y todos los ecosistemas que habitan el planeta. Tenemos que recordar que no es nuestra Tierra, sino que nosotros somos parte de ella. 

Publicación en CulturaColectiva